insta face tui       

Los 12 mandamientos del manejo personal de su dinero

Las recomendaciones de los expertos son diversas, y cada ciudadano tiene una situación particular. Sin embargo, existen parámetros para proteger el ingreso familiar.

Si le sobra algún dinero pague deudas o invierta en oportunidades rentables. Recuerde que las tasas de interés de los créditos siempre son superiores a las que las entidades financieras pagan por dejar el dinero guardado en una cuenta o certificado de depósito.

Eso significa que si, en un momento dado a usted le sobra plata, y tiene deudas, lo más aconsejable es cancelarlas, excepto que el monto del sobrante sea suficiente para invertirlo en una opción tan rentable que alcance para pagar los intereses del préstamo que tiene vigente y además le quede un dinero adicional.

FIJE PRIORIDADES

El gasto básico de consumo no es flexible.

Las personas deben alimentarse y atender su salud y necesidades mínimas de calidad de vida. Superado este aspecto, es indispensable establecer prioridades de inversión, de acuerdo con las oportunidades y la capacidad que se tenga en todos los sentidos (disponilidad de recursos, opción de endeudamiento, posibilidades de alianzas y sociedades, etc.).

NO TEMA ENDEUDARSE

El crédito es una opción muy importante para soportar el progreso de las personas. Sea honesto con la información que le suministra a la entidad que le hará el estudio de su capacidad de pago.

En lo posible, utilice el crédito solamente para proyectos que generen retorno, aumento de capital o fortalecimiento de su capacidad productiva. Evite al máximo usar crédito para gastos de consumo.

DISTRIBUYA RACIONALMENTE SU DINERO

Establezca el monto de su ingreso que destinará para atender cada una de sus necesidades y compromisos, y haga que las fechas de pago coincidan con las de su salario para evitar atrasos y sobrecostos por intereses de mora. No olvide que siempre es necesario pensar en los imprevistos y las contingencias.

NO TEMA DESINVERTIR

El que siembra, recoge. Esta afirmación es clave para quienes hacen inversiones de cualquier tipo (vivienda, títulos valores, ahorro directo u otros bienes valorizables).

Evalúe la oportunidad de salir de sus inversiones en el momento preciso o de mayor valorización. Por ejemplo, si tiene un inmueble, analice el posible desarrollo que el lugar pueda tener y no descarte su venta para utilizar el dinero en otra inversión más rentable e igualmente segura.

NO COMPRE POR IMPULSO

“Toda compra debe estar debidamente justificada”. Esta frase del experto Robert Kiyosaki, en su libro, ‘En qué Invertir’, es aplicable no solo para la administración de las empresas, sino para el manejo personal del dinero.

Cualquier gasto debe tener un mínimo de soporte dentro de la racionalidad del manejo de las finanzas personales.

INVIERTA O AHORRE EN EDUCACIÓN

Todos los estudios demuestran que el ahorro básico más productivo de un país, una comunidad, una familia o una persona, es la educación, entendida como la acumulación de conocimiento puesta al servicio del progreso y el desarrollo a través de proyectos productivos.

Destinar recursos para potenciar la capacidad de producción es fundamental en la estrategia de manejar con éxito el dinero a nivel personal o familiar.

NO GASTE MÁS DE LO QUE SE GANA

Aunque esta definición parezca simple y lógica, no necesariamente es fácil de aplicar, pues hay muchos aspectos que obstaculizan el acertado manejo del dinero.

Es clave diferenciar entre gasto e inversión: el primero no trae retorno económico, mientras que el segundo sí, lo cual implica que una persona puede aumentar sus ingresos manejando bien su dinero. Solo cuando esto se produzca, será posible aumentar el gasto en otros asuntos.

HAGA UN PRESUPUESTO PERSONAL O FAMILIAR DE CORTO Y MEDIANO PLAZO

Este debe incluir gastos de consumo, porción de ahorro (preferiblemente productivo), entretenimiento, vacaciones e imprevistos.

Cuando el presupuesto es familiar, pueden asignarse responsabilidades individuales, de acuerdo con los ingresos de cada uno de los miembros del grupo, bien sea aportando un monto de dinero específico mensual o indicando el compromiso asumido por cada persona. Por ejemplo, servicios públicos, pago de créditos, arrendamiento, estudio, alimentación, etc.

AHORRE

El dinero que recibe hoy es parte del que usted dispondrá para mañana. Pero tenga en cuenta que hay varias formas de ahorro, y que la más rentable es la del ahorro productivo, es decir, aquel que se hace para generar nuevos ingresos, de tal manera que no solamente permitan conservar el valor de lo ahorrado sino aumentar el capital. Ejemplos: educación, vivienda y los bienes valorizables.

No olvide que la vejez es una realidad inatajable. Cotice para su pensión.

TENGA CLARA LA DIFERENCIA ENTRE GASTO E INVERSIÓN

Gasto es aquella actividad que implica la salida de dinero sin retorno económico.

Algunos de los gastos producen retornos representados en felicidad y calidad de vida, pero estos solo deben hacerse cuando las circunstancias económicas generales lo permitan.

Recuerde que la inversión es aquella que tiene como objetivo principal generar una rentabililidad (ver siguiente recomendación).

A LA HORA DE INVERTIR

Asesórese lo mejor posible. Pese a que la inversión tiene como objetivo generar rentabilidad, una mala decisión puede ponerlo en riesgo y originar el efecto contrario.

No concentre sus inversiones en una sola opción, a menos que apenas esté iniciando la dinámica. Diversificar es una manera de reducir la exposición al riesgo.

NO SUPERE EL LÍMITE DE ENDEUDAMIENTO

Excepto que el dinero que pida prestado sea para aprovechar un negocio que genere buena rentabilidad (costo-oportunidad), evite endeudarse.

Las entidades financieras consideran que, en promedio, una persona o familia no debe endeudarse en más del 30 por ciento de sus ingresos fijos, pues esto puede ocasionar un desequilibrio en su economía y traerle problemas.

 

Portafolio

Tomado de http://www.portafolio.co/economia/finanzas/12-mandamientos-manejo-personal-dinero-107074

Subir